Facebook Twitter Google +1     Admin

EL COMPLEJO DE DIOS

20120523101748-001-small.jpg

Se trata de un complejo que afecta a países desarrollados principalmente y que preocupa mucho a sociólogos y sicólogos, y nada tiene que ver con el síndrome de igual nombre o los ángeles de la muerte. Una persona es muy buena en su trabajo, la mejor y todos quieren contratarlo para su empresa y se lo rifan universidades y centros de investigación de todo tipo.

En cambio, cuando salen de su trabajo se convierte en un autentico problema para su familia, amigos y gente en general. Es agresivo, se enfada por cualquier cosa, se comporta al volante como un autentico loco, etc. Más o menos como esos ejecutivos que para poder llevar el tren de vida necesita de la ayuda de las drogas, pero en este caso no las hay.

En el mundillo donde nos movemos hay mucha gente que se cree que ha sido tocado por este complejo, pero deja mucho que desear en sus investigaciones y comportamientos. Por lo general son periodistas que dan por buena una noticia sin siquiera comprobarla. Hoy traeré aquí dos ejemplos. Uno de hace 62 años y otro más reciente.

El periódico “LA TARDE” de Tenerife de fecha 27-04-1950 publicó una noticia donde se habla de una observación ovni ocurrida a las 03.00 horas del 10 de abril de ese mismo mes en Valencia, siendo los testigos más de 200 soldados. No existe expediente desclasificado. Por otro lado, hay una nota transcrita a máquina de otro recorte de prensa de LA UNION de la misma fecha donde se habla de las 00.00 horas de ese mismo día. Por último, existe otro recorte  de ABC de la misma fecha donde se habla de las doce de la noche del día 1 de abril. Por último, un testigo de Castellón afirma haber sido testigo a las 12 de la mañana de ese mismo día. Nunca se investigó y todos los medios de comunicación citan como fuente de la noticia una nota de prensa de la Agencia EFE.

¿Cuándo ocurrió realmente y a qué hora? Nunca lo sabremos, después de tanto tiempo es imposible averiguarlo.

Existe un encuentro con dos humanoides que distintos investigadores relacionan con el Caso Conil. Según quien publica la noticia, la noche del 4 de septiembre de 1992 Luís S. y Ramón G., el primero de 29 años de edad, se encontraban en el paseo marítimo de la localidad durante la celebración de las fiestas locales. Sobre las 00.30 horas acuerdan entrar en la playa, recorren un tramo, cruzan un río, vuelven a recorrer otro trozo de playa y acampan.

Media hora después de acampar observan a lo lejos a dos seres delgados, de unos 2,20 metros de altura, que corren a la velocidad de una persona en bicicleta. Vestían con monos de color perla y botas.

Hasta aquí todo bien, nada que objetar. Pero, el investigador que también afirma ser periodista y escritor ha cometido un error imperdonable al afirmar que ocurre en Conil (Cádiz).  Cualquier gaditano conoce perfectamente que al cruzar ese río se encuentran en el término municipal de Veger y la playa es la del Palmar.

Más de una vez he efectuado ese recorrido, que se puede hacer perfectamente por la playa. Ha sido de día y aproximadamente me ha llevado una hora. De noche y sin luz debieron de tardar mucho más tiempo.

Son muchos los casos que como estos nos encontramos continuamente y las investigaciones efectuadas por esos periodistas o estudiosos del tema no nos ayudan, por falta de seriedad y de comprobación de datos y hechos. En fin, que le vamos a hacer…

 

 

 

23/05/2012 10:17 Angel Carretero Enlace permanente. sin tema

Comentarios » Ir a formulario



No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.



Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris
Plantilla basada en el tema iDream de Templates Next