Facebook Twitter Google +1     Admin

TODOS LOS SANTOS

20111101105130-difuntos.jpg

El día 1 de noviembre, Todos los Santos, del año 1755 amanecía esplendido en Lisboa (Portugal) hasta que a las 09.30 horas se produce un terremoto de seis minutos de duración y con 17 replicas. El mismo llega hasta Cádiz convertido en maremoto con olas de 12 a 15 metros de altura, algunas superando los 30.

Fredric Christian Sternleuw, un marino sueco, definió aquello como "el acontecimiento más trágico que hayan contemplado ojos humanos". Lo explicó así: "Unas horas antes de que la tierra se abriera, comenzó el mar a crecer con rapidez increíble. La mayor parte de los barcos se desprendió de las anclas y quedó a la deriva. Finalmente, el mar subió de tal modo que muchos barcos fueron arrastrados hasta tierra".

En el barrio de La Viña, dos clérigos de la Iglesia de Santa Catalina (Iglesia de Nuestra Señora de La Palma), el fraile capuchino Bernardo de Cádiz y el párroco Francisco Macias, sacan en procesión por las calles del barrio y hasta la playa de La Caleta, que se encuentra en las inmediaciones del lugar, un estandarte de la Virgen de La Palma y un pequeño crucifijo.

Al llegar clavan en el suelo el estandarte y gritan: “si eres Madre de Dios que no pase de aquí las aguas”. Cuenta la leyenda que el mar llega hasta los pies de la virgen y poco a poco comienza a retirarse. Actualmente la Virgen de La Palma es uno de los tres benefactores de la ciudad, junto con Jesús Nazareno y Nuestra Señora del Rosario.

También se cuenta que ese día en distintas localidades de la Bahía de Cádiz se sacaron en procesión varias imágenes religiosas, repitiéndose la expresión anteriormente mencionada que da lugar a la repetición del fenómeno producido en la Playa de la Caleta.

Distintos estudios han concluido que el maremoto de Cádiz es cíclico y se calcula que el mismo se puede producir cada 450 años aproximadamente. Por tanto, si es correcta la afirmación, hacia el año 2205 tendremos otro. Aunque otras fuentes estiman que seria cada mil años en lugar de esos 450 apuntados anteriormente.

Lo único que esta totalmente claro es el cálculo de victimas entre Portugal y España que ascienden a unos 60.000 fallecidos.

Sirva estas líneas para rendir un sencillo homenaje, hoy que se cumple 256 años del maremoto, a tantas y tantas personas que han fallecido en estos últimos años como consecuencia de los terremotos y tsunamis que se han producido en nuestro querido planeta Tierra. Somos sus inquilinos y en cualquier momento su propietario puede negarse a renovarnos el contrato.

01/11/2011 10:51 Angel Carretero Enlace permanente. sin tema

Comentarios » Ir a formulario

angelcarretero

No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.



Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris
Plantilla basada en el tema iDream de Templates Next